skip to Main Content
Menu

Cuida los protocolos para recibir las mercancías en tu restaurante

Sale Shelf Old Cans Food 162927

Recibir las mercancías es una de las actividades que debemos atender con especial cuidado dentro del conjunto de tareas relacionadas con la gestión de un negocio gastronómico. Es indispensable revisar que las mercancías que recibes en tu establecimiento sean justo lo que anticipabas, lo que habías adquirido para solventar las necesidades de tu restaurante o cafetería.

No es algo secundario o de importancia relativa, puesto que tener presente dónde se recibe la mercancía y quién se encarga de esta tarea, puede ser un factor clave para evitar dificultades que a la larga causen afectaciones en la marcha general de tu emprendimiento culinario.

Cuidado con los proveedores

En principio de cuentas, es aconsejable atender el asunto de los proveedores. Estos últimos deben de hacer entrega de las mercancías que hemos solicitado con las características esperadas y la máxima calidad. Puede darse el caso que, por la familiaridad que se haya forjando con el tiempo, los empleados encargados de recibir estos pedidos ya no revisen lo que les traen los proveedores.

Por lo consiguiente, hay que instruir al personal que se encarga de esta tarea, acerca de la necesidad de revisar con cuidado todo lo que reciban, pesando, midiendo y cotejando con la factura cada producto.

Para optimizar esta tarea, es recomendable adquirir para el restaurante un par de básculas con una capacidad que ronde de los 2 a los 200 kilogramos.

Protocolos de recepción de mercancía

Otra recomendación al respecto, es establecer una misma hora para recibir las mercancías en un restaurante. Puede ser, por ejemplo, de las 9 a las 11 am. También hay que establecer un sitio adecuado para ello en las instalaciones del negocio, sin que se destine ese espacio para otras tareas. Una medida efectiva para optimizar el control de recepción de mercancías, es que el administrador del restaurante, el propietario o gerente, acuda personalmente ante los proveedores, sin avisarles a estos últimos.

Si se cuenta con el apoyo de personal de seguridad, estos pueden ocuparse de llevar un registro por escrito de la llegada de cada proveedor, la hora en la que lo hagan, la mercancía que traen para entregar, el importe y número de factura y otros detalles relevantes acerca de la recepción de los productos solicitados. De hallarse mercancías dañadas, en mal estado, incorrectas o de haber algún faltante, también debe quedar constancia documental de ello, manifestándose por escrito.

Finalmente, les sugerimos atender a los proveedores de manera individual y en cuanto los productos hayan sido recibidos, estos deben ser convenientemente almacenados para su correcto inventario y preservación.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back To Top
Search