skip to Main Content
Menu

Recomendaciones para la correcta gestión de residuos en tu restaurante

1493212077.6505

En la actualidad, cuando se menciona el tema de los residuos en el entorno de un bar o un restaurante, se nos vienen a la mente, por lo general, dos conceptos bastante específicos: el tema de la recuperación de grasas que han sido desechadas y los contenedores de botellas de vidrio. No obstante, los residuos derivados de las labores de cocina van más allá de lo anterior: incluyen aquellos envases, alimentos, desperdicios que no tienen una utilización directa para las actividades de un negocio de hostelería.

Un ejemplo perfecto acerca de lo anterior lo tenemos en las botellas de refresco vacías, es decir, los envases de vidrio en los que se comercializan las sodas, los barriles de cerveza que ya estén vacíos y las botellas de CO2 que se hayan utilizado a lo largo de la jornada. Vale la pena ofrecer, en lo que sigue, algunas recomendaciones para la correcta gestión de residuos en tu restaurante. Para una mejor definición acerca de lo que se debe hacer con los residuos de un área de preparación de comida, es conveniente clasificarlos de la siguiente manera: residuos reciclables y residuos grasos.

Manejo de residuos reciclables en un restaurante

Se trata de aquellos residuos que se pueden reciclar de acuerdo con los protocolos más utilizados por los servicios de recolección de basura en el área donde se localice nuestro negocio. En este caso es indispensable separar los desperdicios en el modo correcto. Los envases verdes son todos aquellos recipientes de cristal y vidrio; los envases azules, cualquier clase de papel o cartón, así como recipientes fabricados con este material y los envases de color gris, corresponden a todos los residuos orgánicos, es decir, de origen vegetal, cárnico, etc.

Manejo de residuos grasos en un restaurante

Por lo que se refiere a los residuos grasos, cabe destacar que su reciclamiento no es solo recomendable, sino incluso necesario por cuestiones de salubridad y medioambientales. Hay empresas especializadas en el tratamiento de esta clase de desperdicio. Es importante colocar cotidianamente la totalidad de las grasas desechadas por los trabajadores de la cocina, en especial el aceite usado en las freidoras, pero también otras grasas usadas u obtenidas en la preparación de la comida.

De presentarse algún imprevisto con el suministro de energía eléctrica, o algún problema en los congeladores de nuestro negocio, hay que llamar a alguna compañía especializada en la gestión de residuos grasos para que se ocupe de destruir tales elementos de manera conveniente.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back To Top
Search